24.11.15

Errores como el de Turquía con Rusia nos pueden costar muy caros

Todos nos equivocamos a veces, y hoy alguien desde Turquía ha metido la gamba hasta el cogote. El ataque a un avión ruso y su derribo ha sido de una torpeza increíble en unos momentos de la política internacional sumamente delicados. Derribar un bombardero Sukhoi Su-24 en un punto entre fronteras, sin motivo violento que medie entre unos avisos que hay que hacer pero también tragar y soportar, antes de derribar en un acto de guerra, derribar digo, es un grave error que se pagará con más sangre, en una escalada que ya empieza a tener peligro global. Cuidado con seguir equivocándose. La siguiente puede ser la última de las consentidas por las partes o la primera NO consentida por alguna de las zonas en conflicto latente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario