10.7.15

Un trozo del Muro de Berlín para recordarnos la paz

La vida está llena de iconos, de emblemas por los que hemos sufrido o gozado, de símbolos que representan nuestra generación, nuestros recuerdos, nuestra propia experiencia vital. Sean familiares, sociales, políticos, urbanos, personales.

Esta imagen nos enseña un trozo del Muro de Berlín, uno de los que se salvaron para señalarnos que aquello existió y que nunca debemos permitir que vuelva a existir.  

Las ideas separan, pero las personas nunca deben ser las perdedoras. 

En un lateral del Parlamento Europeo de Bruselas, este pequeño monumento nos señala que la paz, la libertad y la democracia son los elementos imprescindibles para la convivencia y que siempre lo más importante son las personas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario