17.4.14

Vamos a ponernos serios. Cataluña, una guerra y Europa

Volvemos con la tontería repetida por interesados sobre qué hacer con Cataluña y Europa, una vez que la independencia de Cataluña con respecto a España fuera una realidad; algo que no veré yo, por cierto. Y los agoreros negativistas se empeñan una vez si y otra también en decir que Cataluña tendría que irse de Europa o simplemente que no la dejarían entrar, que parece lo mismo aunque no lo es.

Europa necesita a Cataluña como Cataluña necesita a Europa.
Alemania del Este cuando quedó agregada a Alemania, entró automáticamente en Europa
Europa no puede jugar en estos tiempos a decir quien entra y quien sale de la Europa importante

El precedente de Cataluña, para bien o para mal, podría ser una señal peligrosa para Europa. Imaginemos que Cataluña, fuera de la integración con la Europa Unida, con su propia moneda y su cambio propio, fuera capaz de defenderse mejor ante la crisis, por poner un ejemplo menor. Que accediera a otro tipo de mercados en otras latitudes. ¿Es que alguien piensa que una Cataluña independiente se volvería idiota de golpe y ya no sabría comprar ni vender?
El problema económico de Cataluña y España no es este, señores. El problema es qué hacemos con las deudas públicas, con lo que en caso de separación hay que valorar con la contabilidad estatal. Por ejemplo con las perspectivas de pagar pensiones cotizadas durante décadas por personas a una caja común, con las inversiones entre ambos territorios ya separados, con la deuda hacia terceros países, con la parte de tanques que hemos comprado con el dinero de todos y ahora hay que repartir, etc. ¿Sería mejor o peor para ambas partes que esta “separación de bienes” fuera en una moneda ajena al euro? ¿aceptarían los mercados europeos que la deuda obligatoria de Cataluña hacia ellos, la que tendría que asumir Cataluña, la tuviera que pagar en una moneda que no existe hoy?
¿Aceptaría Europa un país en mitad de su seno, con 7,5 millones de habitantes y una moneda que no fuera el euro? ¿podría convertirse Cataluña en otra Suiza?

Recordar que los habitantes de Cataluña son más que los de Dinamarca, Finlandia, Noruega, Irlanda, Bulgaria o Serbia. Y casi la suma de Kosovo, Letonia, Eslovenia  y Albania. A Europa no le interesa ni Cataluña ni Escocia independientes de sus países actuales simplemente por que esto nunca se ha realizado desde la paz y nadie sabe como hacerlo. Y sobre todo por que de saber hacerlo y hacerlo bien, abriría un camino inmenso para el futuro que nadie quiere explorar. Antes de contemplar la independencia “total” se abriría un camino intermedio de independencia de sus actuales países pero dentro de una Europa acogedora, como mal menor para no levantar liebres de imposible digestión histórico. Otra cosa es que las separaciones se hagan por la violencia, donde como hemos visto siempre, todo está permitido, consentido y alentado. En las guerras, siempre unos ganas y siempre otros pierden.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.