27.12.12

La sanidad en Aragón; el SALUD, funciona muy bien

Ayer tenía una reunión sobre sanidad en Aragón. Hay problemas, hay malas soluciones, hay alternativas pues siempre se intenta explicar desde los gobiernos que no hay más que una forma de actuar y resolver, la suya. Los ciudadanos están preocupados y algo asustados no por lo que ya está sobre la mesa, sino sobre lo que se rumorea que puede venir para el SALUD en Aragón.

Es muy malo el rumor infundado y hay que atajarlo con rotundidad pues a ambas partes les interesa que los rumores no existan. Para los que gobiernan pues minan su discurso y forma de actuar. Para los que estamos en contra de las reformas privatizadores por que a veces los rumores son edificados mal intencionadamente para ver como se reacciona y a partir de ellos tomar decisiones.
Yo no me fío del discurso reformista del SALUD, posiblemente por que todo lo que se ha dicho se vuelve del revés. No me fío cuando se dice que se quiere optimizar pero en cambio lo que se observan son recortes de todo tipo.
Se nos olvida de que lo primero que ha caído y en silencio es la investigación en sanidad. Estar 5 años sin investigar, parando lo que se estaba haciendo es perder 8 años que desde otros países aprovechan para ganar competitividad y salud. Es perder economía también.
Cuando no hay dinero para todo, y ahora admitimos todos que no lo hay, si existen diversas opciones, no una sola, se puede actuar sobre diversos frentes por que no todos pensamos igual.
Admito algunos abusos (delimitados) de profesionales médicos. Admito algunas descoordinaciones en los usos de nuevas tecnologías entre hospitales. Admito que por las tardes es también un bueno horario para ciertas pruebas diagnósticas. Admito que se puede reordenar los RRHH sanitarios sin que tenga que afectar nunca a la calidad del servicio sanitario. Y que hay que informatizar todas las historias en especialistas. O que hay que bajar mucho el número de consultas fallidas en especialistas cuando ya se sabe los motivos y las soluciones. Comprendo que algunas especialidades deben integrarse en centros dotados con los mejores servicios posibles y no repartirlos por zonas. Admito que hay que controlar el gasto en farmacia sobre todo cuando hay tremendas diferencias entre médicos de asistencia primaria. Y que es beneficioso para los enfermos estar el menor tiempo posible en ingreso hospitalario sin que por ello pierda seguridad su salud.
Pero no se nos debe olvidar que la sanidad en España es reconocida en toda Europa como de muy alta calidad y que además se asume por todos, incluido el actual gobierno, que es una sanidad con un coste mucho menor que en otros países vecinos, incluidos Portugal, Italia o Francia.
Mejorar y optimizar si, si no se pierde calidad de servicio.
Reformar, con mucho cuidado y control, además de consenso con los profesionales médicos.
Privatizar nunca, bajo ningún planteamiento político o económico.

Hacer un enorme listado con 400 medidas para reformar el SALUD en Aragón, suena a curioso cuando todos asumimos que funciona bien. Debemos estar TODOS muy atentos a que con estas medidas publicitadas, no se empieza a desmontar un servicio público para tener que solicitar con urgencia un sistema privado o mixto, metido con calzador.

No hay comentarios:

Publicar un comentario