18.8.12

Ana Botella explica más y mejor que Mariano Rajoy lo que hay que hacer

En el partido de Mariano Rajoy todo son líos y falta de carácter, cambios de interlocutores y maneras de comunicar que más se parece al camarote de los hermanos Marx que a la lógica política. Van sin jefe y eso se nota mucho.

Empezó Soraya Saénz de Santamaría tomando el ritmo y las declaraciones, parecía efectivamente lo que era, la vicepresidenta. Pero con la crisis arreciando se empezaron a pelear todos y Cristóbal Montoro o Luis de Guindos empezaron a mandar mensajes que a veces equivocaban o se superponían. Nunca aparecía Mariano para aclarar hasta que en el verano entendió que efectivamente era él y no otro quien mandaba de verdad. Y empezó a hablar un poquito y mal.
Hartos algunos de sus colegas de partido de lo mal que se explican las cosas, parece que es ahora Ana Botella, la alcaldesa de Madrid quien ha tomada las riendas de explicarnos a todos los españoles de qué va esto del rescate y si es o no necesario plantearlo ya. Os dejo algunas de sus palabras para que sepamos al menos quien es quien en este lío de mandar y obedecer, de gestionar y aparecer. Efectivamente, casi ninguno de nosotros hemos podido votar (o no) a la señora Botella, pero creo que eso es lo de menos para el PP.
Ana Botella tiene perfecto derecho a opinar, como todos nosotros, pero no tanto a sentenciar, a informar de ideas que lleva el Gobierno en sus carteras, a ocupar el puesto de opinión que le corresponde a otros Ministros y Presidentes que son quienes representan la acción de gobernar y gestionar. En sus declaraciones habla en una primera persona que sorprende por su rotundidad, sobre todo por aclarar algo que los que deben hacerlo no lo han hecho hasta la fecha. ¿Será la voz de su amor? ¿quién es su amo? Os dejo algunas palabras suyas.
Ana Botella nos ha dicho (en una entrevista a Europa Press), que "según todos los indicios", los "datos económicos" y "la situación de la prima de riesgo", "parece inevitable" que el Gobierno tenga que solicitar algún "tipo de rescate" a la Unión Europea para afrontar la que ha calificado como "la situación más complicada de España en la historia reciente" y continua afirmando que: "Nadie duda. Es muy probable que vamos a tener que tener una ayuda por parte de la Unión Europea", aunque cabe la duda de si será "un rescate blando o de las características que se determinen" y ha matizado que, a su juicio, se tratará posiblemente de un "rescate blando". Ha apuntado que si finalmente España decidiera acudir al rescate, éste deberá servir para saber "qué es lo que no se puede repetir" y hacia dónde deben estar orientadas las políticas para salir de la crisis. "Nos debe valer para saber qué no hacer y nos debe servir para hacer las reformas que supongan un cambio estructural en nuestro sistema". "Hay veces que se nos olvida muy deprisa por qué estamos en esta situación. Estamos por la actuación de un Gobierno que durante ocho años llevó las cuentas públicas a una situación deficitaria; por una actuación irresponsable". La alcaldesa madrileña ha explicado que "es un buen momento" para llevar a cabo "reformas estructurales". "Si sólo recortamos, no llegaremos. Hay que hacer reformas serias. Esto se ha dicho muchas veces pero es el momento de hacerlo", ha insistido, para añadir que "después de funcionar 30 años" con el sistema autonómico, es preciso analizar "qué se puede reformar y qué hay que suprimir".

2 comentarios:

  1. No me gusta esta mujer. Nunca me ha gustado.
    No tengo un motivo claro, pero no me gusta. No me inspira confianza.
    LA comunicación del PP estoy segura que la llevan los de IU y los del PSOE. Tienen dos ó tres topos que nadie se ha dignado a investigar :)
    Porque yo no me puedo explicar cómo se puede hacer tan mal. Los errores, los explican de pena y los aciertos, los explican de terror.
    Al final mi marido es el que se ha salido con la suya. Dijo que El Mariano era un tío sin criterio ni personalidad y que iba a hacer un gobierno de mediocres y así se está demostrando.
    Una pena, pero cierta.

    ResponderEliminar
  2. No se debe comunicar desde la prepotencia, desde arriba, pisándose entre unos y otros.
    Comunicar es una obligación y nunca un favor.

    ResponderEliminar