1.8.11

Reflexiones sobre la política y sus ciclos profesionales

En todo ciclo político, el profesional de la política —que la mayoría de las veces no cobra nada por serlo, aunque parezca lo contrario— desde el de más alto cargo al pequeño responsable de un puesto político, tiene dos espacios en el tiempo perfectamente diferenciados y ambos emocionantes para él, responsable y político a la vez, algo muy habitual también, aunque no se lo crea la mayoría de la sociedad, al que le gusta su trabajo.
Hay un periodo que dura unos 2/3 meses de precampaña y campaña electoral y otro periodo de unos 3,5 años en donde debe poner en funcionamiento su responsabilidad dotando a su cargo de su propia personalidad. Emocionantes ambos, increíblemente incomprensibles para la mayoría de la gente, que por cierto, odian a la política y a los políticos, olvidándose de donde venimos y quienes fuimos cuando estábamos en las tinieblas; pero esa es otra.

Un partido político y con él sus responsables no son una asociación política, que lo podrían haber sido. Pero no lo son. Por ello al menos dos veces cada cuatro años deben someterse a un examen. Deben presentar sus credenciales, sus proyectos, sus logros y esperar la respuesta de la sociedad. Deben recoger el éxito o el fracaso del examen de unas elecciones locales o generales. 

Y obtener el triunfo o el fracaso.

En España no hemos tenido en estos 35 años grandes cambios políticos. Nos creemos. Pero tuvimos a una UCD que ya hace mucho no existe pero que gobernó con amplias mayorías. Tenemos a una AP reconvertida en PP. Casi no existe un CDS que podría haber triunfado. No se presenta un PC que en su momento era muy respetado y tenía mucha fuerza. No triunfó un Partido Liberal y cayeron algunos otros partidos menores o más locales. Incluso fracasó una ERC, se volvió a levantar y casi tocar el éxito para volver a hundirse en barros diversos.
¿Quién garantiza que no se hundirá algún día el PSOE, el PP o IU?, ¿quién no, que surgirán nuevos partidos hoy inexistentes y que llegarán a gobernar?

Todo esto sucederá cuando nosotros queramos. Así de sencillo y de complejo. Y en cada proceso electoral abierto todos nos arriesgamos a equivocarnos y hundirnos o a triunfar. Depende de vosotros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario