4.9.10

Los programadores de televisión y el caso de Nitro

Nitro, la cadena de televisión nacida para series y película de acción de Antena3, está sorprendiendo por el número de espectadores, a los pocos días de nacer.
Que a los programadores de televisión o a los expertos en programación les resulte extraño que la cadena de televisión Nitro sea un éxito en sólo dos semanas de vida, demuestra claramente que a veces padecen de miopía.
Una cadena nacida casi sin anuncios, con unos cortes elegidos para molestar poco, con series conocidas y de acción para un espectador joven y adulto, con la firma de Antena3 detrás, es lógico que en dos semanas haya conseguido ese 1% que pretendían alcanzar al finalizar 2010. ¿De qué se asombran?
Creo que los programadores en general no saben hacer investigación de mercados, no saben detectar qué programas pueden triunfar y cuales no. Y lo curioso es que cobran una parta gansa y se equivocan más que una escopeta de feria mala. ¿Cuántos programas que nacen a bombo y platillo, sabe el consumidor ya antes de nacer, que van a ser un fracaso? Si los espectadores y las programaciones son los que marcan la tarta de inversiones publicitarias, las propias empresas que se gastan la pasta en intentar vender sus productos deberían ser más exigentes a la hora de saber qué programas funcionan bien, qué tipo de espectador ve cada momento de televisión y sobre todo qué tipo de publicidad funciona mejor, pues poner 15 minutos seguidos convierte el caldo publicitario en inútil, pues quien no ha cambiado de cadena simplemente está pensando y leyendo en otra cosa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario