9.8.09

El terrorista es inteligente (o listo), lo que no le impide ser un auténtico… El terrorismo sigue atacando en España

Hay que intentar entender la mentalidad del terrorista, para poder defenderse de sus barbaridades. Puede parecer esta aseveración otra barbaridad, pero es pura lógica.
No se pueden hacer declaraciones mentirosas, porque se pueden volver provocadoras para la mentalidad de quien juega a matar o a sembrar terror, que es actividad casi parecida pues ambas acciones matan la libertad de la sociedad.
Hoy es muy sencillo, en cualquier lugar del planeta, poner una bomba y creer que con eso se demuestra fuerza, poder y capacidad para aterroriza a la gente. Tan sencillo que es ilógico decir que la solución está al llegar o que los terroristas no tienen fuerza ni poder para actuar. Los terroristas, por desgracia, pueden llevar la contraria a quien habla, casi siempre que quieren.
Es tan sencillo como poner una pequeña cantidad de entre al menos media docena de diferentes explosivos, en cualquier local público de cualquier localidad.

El terror se produce por la acción, no por el resultado de la acción.

Para el terrorista, que lo que busca es notoriedad, le da igual un gran atentado con una gran infraestructura detrás, que varios pequeños y fáciles en lugares elegidos por algún motivo. No voy a dar más pistas.
Si el terrorismo está falto de asesinos, buscará acciones fáciles que no le reporten riesgo. Luego la forma de defender a la sociedad no es la de dar información en ruedas de prensa (que seguro se las ven todas), sobre lo que se piensa y se sabe. Los terroristas podrían hacer un cursillo de terrorismo, simplemente guardando la información que se publica en los medios de comunicación. Forma y componente de las bombas, manera de esconderlas debajo de los coches y de los locales, sistema de vigilancia y protección de las fuerzas de seguridad, maneras de actuar tras un atentado, sistemas de encriptación de datos en los ordenadores personales y cuales son seguros y cuales no, acciones que llevan a la policía a tener pistas para detener a terroristas, etc, etc. Datos que no necesitan, excepto para saber qué es lo que saben y lo que no saben las fuerzas de seguridad.
O aprendemos a convivir con el terrorismo y a defendernos con más inteligencia, o nos tendremos que replantear alguna decisión abandonada que sirva para retomar el diálogo. Es duro, pero el tiempo es cruel con las posibilidades. Hoy no toca dialogar, pero si de empezar a ser algo más "inteligentes"

No hay comentarios:

Publicar un comentario