3.7.08

Los comentarios en los blog pueden condenar al bloguero

Creo que nadie tiene duda que salir a la red a través de ventanas propias tiene una responsabilidad, cierto es que nunca se pensó que tanta, pero también que todos solicitamos más atención, más visitantes, más presencia, y eso conlleva siempre más responsabilidad.

Yo estoy a favor de un código deontológico de las personas que libremente escribimos en internet, dentro de nuestras propias páginas.
Para de esta forma además, los lectores sepan que detrás del sitio, del blog, hay al menos una cierta responsabilidad para evitar en la medida en que se pueda o se sepa, los delitos de opinión, porque sin duda los que escribimos, debemos estar siempre a las órdenes de las leyes, y si no nos gustan, luchar por cambiarlas, pero mientras tanto, respetarlas.
No insinúo que en este caso no haya sido así, sino que simplemente debemos tener en cuenta todo tipo de presiones por parte de los que les molesta la verdad, porque saben encontrar huecos por los que meterse a joder.
Como es lógico estoy totalmente en contra de la censura, pero una cosa es la censura, previa o posterior, y otra muy distinta la legalidad o incluso la inteligencia responsable a la hora de decir las cosas.
A un tonto hay mil formas de decirle imbécil. Unas son delito y otras no.
Mucho cuidado pues con los tontos que tienen abogados.

Mientras tanto, mi solidaridad más alta con quien se ha visto desposeido de los derechos de opinión, simplemente por compañerismo. Pero mucho ojo, porque si cada día somos más importantes, un poquito más importantes, seremos también más responsables. Es el contrapeso inevitable.
merodeando.com

Sin duda todos los que escribimos en internet, tenemos que estar pendientes de la sentencia final y mientras tanto, apoyar con todas las fuerzas a Julio Alonso

1 comentario:

  1. Anónimo3:46 a. m.

    Red Ciudadana

    Lo que comenzó como un impulso individual, se está convirtiendo en una plaza de encuentro para la discusión y el debate. Generación Y ha logrado involucrar a un montón de personas en todas partes del mundo que me ayudan con la actualización, las traducciones y la difusión de los textos. La colaboración principal ha sido para colgar los posts, pues desde la última semana de marzo no he podido acceder al sitio en los cibercafé públicos ni en los hoteles. De manera que envío mis textos por email, algunos amigos los publican y me mandan -también por correo electrónico- los comentarios que dejan los lectores. Soy una blogger a ciegas, una cibernauta con una balsa que hace aguas y que logra flotar gracias al apoyo de una espontánea red ciudadana.

    Todo el portal http://www.desdecuba.com sigue bloqueado en los servidores de locales públicos. He ido haciendo una copia de los mensajes de error que muestran los navegadores cuando intento acceder y aquí les dejo una muestra. También sé que el apagón no es total. Amigos que tienen internet en sus centros de trabajo pueden visitar el sitio, pero eso me sirve de poco, pues a esos lugares soy yo la que no puedo entrar.

    No obstante, tengo los mismos deseos de escribir en esta bitácora que cuando empecé. Ahora con más testarudez, pues no hay nada que me resulte más atractivo que aquello que se me impide hacer. Para saltar las dificultades de la conectividad y llegar a los lectores dentro de la Isla, otros amigos han creado un minidisk con el contenido del Blog, que distribuyen gratuitamente. A todos quiero agradecerles el apoyo, los remos y el viento que me permite mantener el rumbo.

    Escrito por:
    Yoani Sanchez, Blogg Generacion Y, 1 Julio 2008
    Blogera cubana perseguida por la dictadura cubana

    Exigimos
    Libertad de expresiòn en Cuba
    Libre y total acceso a Internet para el pueblo cubano
    Cese a la represiòn y persecuciòn polìtica
    Libertad a los presos politicos, a los periodistas encarcelados

    ¡Viva Cuba Libre!

    ResponderEliminar