16.5.08

¿Tenemos libertad de prensa o es un espejismo?

Los que por edad venimos de la España dictatorial, de la que secuestraba ediciones de periódicos o semanarios, de la que vivió bombas en medios y periodistas detenidos, pensaba que uno de los objetivos a conseguir era la libertad de prensa, la libertad de poder decir y opinar aquello que se quería, o lo que es mejor, aquello que era verdad en su máxima acepción.
Pasados los años vemos que la libertad siempre tiene puertas que muchas veces se cierran o se entornan para que solo pase el aire justo para engañar, suficiente para respirar peor escaso para poder gritar con ganas.
Todos los medios de comunicación, como empresas que son, necesitan tener beneficios o al menos cubrir expectativas. Y en ese camino marcado por el mercado, los anunciantes tienen un poder increíble. Y sobre todos ellos, muchas veces, los anunciantes gubernamentales son los que en verdad controlan dicha libertad sin decir nunca que NO.
Son muchos los euros que todas la Administraciones reparten en forma de anuncios entre los medios de comunicación. Repartir está mal dicho, pagan sería mejor.
Y en ese pago, va casi siempre la reunión para la contratación, la comida de trabajo, la llamada telefónica de amigo a amigo.
Y en ese camino se queda gran parte de la crítica, por una autocensura no impuesta paro asumida y retroalimentada por todos y por nadie.
No hay solución posible, es parte del juego político. Pero es asqueroso, es además un elemento degradante cuando su asume sin dolro, como un peaje que debemos asumir en silencio.
No tenemos libertad de prensa, y asumirlo es el primer peldaño de la escalera que lleve a que todos deseemos avanzar en la libertad con respeto a uno mismo. Los ciudadanos debemos asumir que es necesario consumir más periódicos, y ser más exigentes con ellos. Si nos callamos y dejamos de comprar, estamos condenando al infierno por pecadores, a los que tienen que hacer compatible el decir un 85% de la verdad y además comer cocido una vez por semana.

2 comentarios:

  1. Libertad de prensa en España...

    V. GRUPO Z

    El Periódico, Interviú, Tiempo…



    Rafael del Barco Carreras



    ¿Quién decidirá el desnudo y escándalo en portada de INTERVIÚ?, ¿o la magnitud de las letras en los titulares de EL PERIÓDICO?, ¿Juan Carlos Rodríguez Ibarra, el nuevo Presidente de la Junta de Extremadura, el de alguna caja de ahorros financiera, el metalúrgico supuesto comprador, o una mesa de sabios?. Quizá sea el último enredo de Antonio Asensio desde el más allá. Desaparecido él, su imperio se desmoronaba, pero lo salva su entrega al triunfante Socialismo, que a él le importaba un rábano. Su herencia no acabará igual que Cambio 16, Telexprés y tantos más… la quiebra y los juzgados.

    La historia de Vueling, con otros colores, se repite. Aquí en lugar de Josep Piqué Camps y su contratante Manuel Lara, interviene Juan Carlos Rodríguez Ibarra, ex presidente de la Junta de Extremadura y un ex chatarrero convertido en gran empresario a la sombra del Poder en Extremadura, que primero comprará unos periódicos de Prisa, y después, por nada menos 500 o 600 millones de euros (según asciendan las deudas), 100.000 millones de las antiguas pesetas, el Grupo Z. Ampliaciones de capital, créditos con dudosas garantías, y titularidades pignoradas. Nadie invertirá un duro, ¡los locos con tanto dinero no existen! ¡En plena CRISIS!, y aplaude uno de la claca, “era hora que Extremadura se situara a la cabeza en España”. ¡Pobre Extremadura, que caro le saldrá que sus políticos manejen una fábrica de mentiras y autobombo con 3.300 empleados!. Tenía… porque la gran empresa que meses atrás los compradores pujaban por su compra, ahora abre expediente de crisis para quitarse de encima su gran activo, la mayoría de sus 300 directivos. Los reales “compradores”, que supuestamente unirán a las subvenciones y favores de la Generalitat los de la Junta de Extremadura, parece no tienen bastante y anuncian “regularizaciones de empleo”.

    Me atrevería pedir desde aquí a algún viejo cabreado directivo de la casa (de los que este jueves, 5-06-08, se manifestaban temiendo por su empleo pero que no movieron un dedo y menos su bolígrafo por mis tres años de prisión preventiva) me contara los pactos y relaciones entre Javier de la Rosa y Asensio para cargar contra mí y soslayar su indiscutible relación (lo escribe el propio JUEZ ESPECIAL que también se olvidó del gran financiero) en el Caso Consorcio de la Zona Franca, ver www.lagrancorrupcion.com

    A Asensio, que descabalgó a sus dos socios iniciales, no le hará feliz. Él, ambicioso sin freno, quería ser Murdoch, y un veinte por ciento, que dicen retendrá la familia de un negocio de fantasías en manos de políticos, no le agradaría. La vida y la muerte, y sus futilidades.

    ResponderEliminar
  2. Este blog no se hace responsable de los comentarios escritos por personas ajenas al mismo.
    Cree en la libertad de expresión, y en la de rectificación si alguien no está de acuerdo con alguna cosa vertida en el anterior comentario.

    Si que es cierto, que con el anterior comentario no se puede emitir un juicio de valor, porque no contiene datos suficientes, para posicionarse.
    De todas las formas, ruego a quien escriba comentarios en cualquier entrada, que no vierta insultos hacia personas físicas o jurídicas, para evitarse problemas por parte de los que se sientan injuriados.

    ResponderEliminar