1.4.08

Expo Zaragoza 2009

No, no me he equivocado de año. Tras el 2008 viene la auténtica verdad de la Expo. El reto de Zaragoza de demostrarse así misma que es capaz. El recinto de la Expo cerrará en septiembre y tendrá que soportar unos meses largos y llenos de incertidumbre para acondicionar todo el espacio, para modificar edificios y para dar uso y vida a todo ese nuevo barrio que se ha creado en Ranillas.
En Sevilla se cometió el gran error de dejar pasar el tiempo y de no tener pensado qué se iba a hacer con todo lo que allí se había creado. En Zaragoza se nos dice incluso con abundancia, que todo está preparado para el 2009, que esta Expo es de las otras, de las que ya tienen los edificios asignados su futuro, etc, etc.
Bueno, seamos capaces de tener fe, ¿no?.
Pues no.
Una vez visto el recinto de cerca, sabiendo como está el mercado inmobiliario de oficinas en Zaragoza y la saturación de espacios comerciales y de usos terciarios, mucho me temo que o tendremos problemas o vestiremos a un santo con las ropas de otro, dejando en vació otras zonas de la ciudad.
Saber crear vida de verdad en el recinto de Ranillas va a ser más complicado que construir la Expo, y aquí es donde los políticos de verdad se tienen que crecer. Esperemos que el equipo del Sr. Biel ya haya terminado con las ventas y compras en Gran Scala, para que se pueda ocupar de la Expo.
¡¡¡Leeecheeees!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario